Make your own free website on Tripod.com

FABULAS

HOME
CHISTES DE NIÑOS
CHISTES VARIOS
HUMOR GRAFICO
ADIVINANZAS
TRABALENGUAS
COLMOS
PALINDROMOS
FABULAS
CUENTOS DE TERROR
CHISTES DE GALLEGOS
INTELECTUALES

FABULAS DE ESOPO

 

EL LOBO Y EL PERRO

 

Se encontró un lobo con un corpulento perro sujeto por un collar, y le preguntó:

-¿Quién te ha encadenado y quién te ha alimentado de esa forma?

-Mi amo, el cazador- respondió el perro.

-¡Que los dioses nos libren a los lobos de semejante destino! Prefiero morir de hambre a tener que cargar tan pesado collar.

 

Moraleja: Vale más el duro trabajo en libertad, que el placer en esclavitud.

 

 

 

EL PASTOR Y EL JOVEN LOBO

 

Encontró un pastor a un joven lobo y se lo llevó. Enseguida le enseñó como robar ovejas de los rebaños vecinos. Y el lobo, ya crecido y demostrándose se buen alumno, dijo al pastor:

-Puesto que me has enseñado muy bien a robar, pon muy buena atención en tu vigilancia, o perderás parte de tu rebaño también.-

 

Moraleja: Quien enseña a hacer mal, tiene que cuidarse de sus propios discípulos. 

 

 

 

EL NIÑO Y EL GUSANO DE ORTIGA

 

Un niño fue herido por un gusano de ortiga. Corrió a su casa y dijo a su madre:

-Me ortigó fuertemente, pero yo solamente lo toqué con suavidad.

-Por eso te ortigó - dijo la madre-, la próxima vez  que te acerques a un gusano de esos, agárralo con decisión, sin caricias, y entonces será tan suave como seda, y no te maltratará de nuevo.

 

Moraleja: Al insolente, irrespetuoso o delincuente, debe demostrársele siempre que la autoridad prevalece sobre él.  

 

 

 

EL AGUILA, EL CUERVO Y EL PASTOR

 

Lanzándose desde una cima, un águila arrebató a un corderito. La vio un cuervo y tratando de imitar al águila, se lanzó sobre un carnero, pero con tan mal conocimiento en el arte, que sus garras se enredaron en la lana, y batiendo las alas al máximo no pudo soltarse.

Viendo el pastor lo que sucedía, cogió al cuervo, y cortando las puntas de sus alas, se lo llevó a sus niños. Le preguntaron sus hijos acerca de qué clase de ave era aquella y las dijo:

-Para mí, es solo un cuervo; pero él, se cree águila.

 

Moraleja: Pon tu esfuerzo y dedicación en lo que realmente estás preparado, no en lo que no te corresponde.

 

 

EL AGULA, LA LIEBRE Y EL ESCARABAJO

 

Estaba una liebre siendo perseguida por un águila, y viéndose perdida pidió ayuda a un escarabajo, suplicándole que la ayudara.

Le pidió el escarabajo al águila que perdonara a su amiga. Pero el águila, despreciando la

Insignificancia del escarabajo, devoró a la liebre en su presencia. Desde entonces, buscando vengarse, el escarabajo observaba los lugares donde el águila ponía sus huevos, y haciéndolos girar, los echaba a tierra. Viéndose el águila echada del lugar a donde quiera que fuera, recurrió a Zeus pidiéndole un lugar seguro para depositar sus huevos.

Le ofreció Zeus colocarlos en su regazo, pero el escarabajo, viendo la táctica escapatoria, hizo un bolita de estiércol, voló y la dejó caer sobre el regazo de Zeus.

Se levantó Zeus para sacudirse esa suciedad, y tiró los huevos del águila sin darse cuenta. Por eso desde entonces, las águilas no ponen huevos en la época en que salen a volar los escarabajos.

 

Moraleja: Nunca desprecies lo que parece insignificante, pues no hay ser tan débil que no pueda alcanzarte.